Los mejores chiringuitos de playa de Málaga y la Costa de Sol

Verano en la Costa del Sol, calor, playa, sol y un chiringuito junto al mar con un pescaito frito. ¿ Hay un plan mejor?. El chiringuito, ese restaurante con solera junto al mar que representa una parte muy importante de nuestra gastronomía y que tantas alegrías le da a nuestras papilas gustativas a base de cocina humilde, marinera y fresca. Pero, ¿ Cuál es el mejor chiringuito de Málaga y la Costa del Sol?. Para dar respuesta a esta pregunta del millón me he valido de mi propia experiencia y la de algunos amigos blogueros que saben bastante del buen yantar. Como podéis imaginar, es imposible dar un sólo nombre así que os dejo unos pocos chiringuitos donde comer muy bien y salir satisfecho, ordenados por Málaga capital, Costa Occidental y Costa del Sol Oriental. ¡Que os aproveche!

IMG_0425

El Chiringuito playero o merendero es parte de la cultura malagueña, algo que los malagueños tenemos en nuestro ADN y que nos enorgullece. Los hay modernos y molones, más modestos y sin pretensiones, de lujo y muy bien preparados, veteranos de mil batallas o nuevos chiringuitos que aspiran a formar parte de este submundo dentro de la restauración. Todos ellos ofrecen un trato cercano y familiar y además tienen algo en común: se huele el mar, se ve el mar y saben a mar. 

IMG_0435

¿Qué se come en un Chiringuito?

De Manilva a Nerja hay unos 360 chiringuitos así que escoger no es fácil, menos aún decidir cual es el mejor pero seguro que estas recomendaciones te ayudan a la hora de decidir donde vas a comer. En sus cartas no pueden faltar los espetos de sardinas, los mariscos varios, arroces, mejillones, coquinas, almejas, pescados al horno o la plancha y, como no, mucho pescaito frito entre los que destacan los boquerones, el adobo, los calamaritos, la jibia, la rosada, los calamares, salmonetes, pescadillas, bacalao, pintarroja, lenguados, pulpo, chanquetes o jureles. Las ensaladas le dan el toque fresco al festín y son el acompañamiento perfecto: de pimientos, de tomate y ajo, mixta, pipirranas de pulpo o gambas….. Y un buen vino blanco, un tinto de verano o una cerveza, si es Victoria mejor, completan la ecuación perfecta.

IMG_1162

En este mapa personalizado que he hecho podéis ver la dirección exacta de todos los chiringuitos recomendados, teléfono de reservas y los comentarios y fotos de los clientes.


IMG_0431Mejores Chiringuitos de Málaga capital…

El Merlo La Revuelo ( Pedregalejo) nos lo recomienda Bo Saldaña de El Mundo Ok por su cocina de mar, su buen ambiente y sus buenos precios en pleno paseo marítimo. Tiene unos ricos espetos y si lo combinas con un tinto de verano mejor que mejor. Su personal siempre atento.

Miguelito el Cariñoso ( Pedregalejo). Uno de los clásicos de toda la vida, sigue al pie del cañón ofreciendo buen producto y una muy rica paella de arroz.

Las Palmeras ( Playa de Pedregalejo) nos lo recomienda la bloguera malagueña Concha de Viaje por sus magníficos espetos ( 2 euros) y por sus exquisitas  berenjenas fritas con miel, otra de las especialidades de la gastronomía malagueña.

El Caleño ( Pedregalejo). El chef Manu Balancino, The Gourmet Journal nos recomienda visitar los chiringuitos, seña de identidad de la Costa del Sol y nos recomienda comer en el Caleño, un clásico donde no faltan las ricas coquinas, las conchas finas o las almejas.

¡ Casi todo se puede espetar!. Facebook El Merlo La Revuelo

¡ Casi todo se puede espetar!. Facebook El Merlo La Revuelo

– Los Cuñaos ( Pedregalejo). Muy popular y concurrido, sus buenos precios hacen que siempre esté hasta los topes. No te pierdas sus espetos de sardinas.

Restaurante Gabi ( El Palo). Si quieres comer un buen arroz con marisco debes de ir a Gabi, un local con mucha experiencia y buen hacer.

Ricos espetos. Foto de Bo Saldaña en Chiringuito El Merlo

Ricos espetos. Foto de Bo Saldaña en Chiringuito El Merlo

Chiringuito El Cachalote ( Playa de la Malagueta). Local moderno que ofrece buenos pescados a la brasa, mariscos y como no, espetos de sardinas. IMG_8362

Candado Beach ( playa el Candado). Más elegante y cool que el resto, ofrece cocina andaluza y unos arroces espectaculares. Además, tiene servicio de hamacas, lounge bar y celebran eventos.

Chiringuito María ( Playa de la Misericordia). Otro de los clásicos de esta zona de la capital que nunca falla, ofreciendo marisco y pescado fresco de mucha calidad.

Litoral Pacífico ( Playa de la Misericordia). Cocina marinera y postres caseros en un ambiente muy familiar. Puedes comer en su comedor o con los pies bajo la arena.

IMG_0430Mejores Chiringuitos en la Costa  del Sol Occidental

Restaurante José Cerdán ( Torremolinos), un clásico desde 1972 con gran calidad y excelente servicio. Vistas al mar y carta mediterránea especializada es pescado y marisco.

El Sardiná ( Torremolinos). A la malagueña Toñi Sánchez de Mi Cocina le gusta este merendero porque nunca falla: frituras malagueñas, muy buena ensaladilla de pimientos y espetos de sardinas en un agradable local de este concurrido paseo marítimo.

Ensaladilla de pimientos y chipirones, de Toñi Sanchez

Ensaladilla de pimientos y chipirones, de Toñi Sanchez

El Parador 2 ( Benalmádena). Jose Alberto Callejo de KGB Málaga tiene claro que el mejor chiringuito de Málaga es Parador 2, un restaurante de temporada junto a la playa ideal para comer pescado y arroces. No he ido así que lo tengo bien subrayado…..

La Viborilla ( Benalmádena). Llevo muchos años visitando la Viborilla, especialmente por sus arroces pero también tienen buen pescaito frito y marisco. Hay que reservar el arroz, que llegará a puntual a la mesa.

IMG_0427

Botavara ( Fuengirola) tiene la ecuación perfecta del chiringuito de playa: calidad, buen precio y servicio rápido y atento.

Los Marinos José ( Fuengirola). Algo más que un restaurante ( empezó como chiringuito), es un local exquisito y de calidad top donde la frescura de sus productos son su seña de identidad, no en vano tiene hasta barco de pesca propio. Preparaos para suspirar con cada bocado…

IMG_0433

La Milla Gastro Beach ( Playa de Naguelles, Marbella). Desde Malagueño y sibarita nos recomiendan, sin dudar La Milla, un local en plena arena, con una decoración marinera y cocina de mercado en función de la lonja, además de arroces sensacionales. El equipo de Luismi y César triunfa y cada vez son más referentes en la costa. Apuntad su ajoblanco con atún marinado, su arroz ibérico, su ensaladilla rusa o sus pescados del día espetados.

Carlos y Paula ( Marbella). Ubicado en un sitio con muy buenas vistas al mar, es de madera y rústico, pero tiene una muy buena cocina y ofrece un trato exquisito.


Ver esta publicación en Instagram

Una publicación compartida de La Milla Marbella (@lamillamarbella) el

Chiringuito El Madero ( Playa de la Rada, Estepona). Espetos de sardinas, pescaito frito, paellas, cocteles, hamacas y hasta parque infantil si vas con niños, cosa que a algunos nos viene de perlas.

Chiringuito Dieguchi ( Manilva). Local que tiene uno de los mejores espetos de toda la costa occidental, además de buen pescaito frito y arroces.

IMG_1164Mejores Chiringuitos de la Costa del Sol Oriental 

Puente Romano- La Quiniela ( Rincón de la Victoria). Con este nombre tan original os podéis imaginar que este sitio es de nota. Auténtico, barato, cercano y toda una experiencia cuando el camarero se sienta contigo a charlar y te hace la cuenta en el mantel de papel. Eso si, ve con tiempo que aquí no hay prisas. Los espetos de sardina se salen.

Casa Kiko ( Rincón de la Victoria) Ideal para comer pescaito frito en el paseo marítimo, tiene algo que le da un plus: siempre está lleno y eso es síntoma de que hacen las cosas muy bien. Los buenos precios también ayudan aunque a veces cueste sentarse.

La Calma

La Calma

La Calma Playa ( Playa Torre de Benagalbón) es ideal para comer, como dice su nombre, con calma y relajado. Cocina fusión, terraza, cócteles y hamacas, Plan perfecto para el verano.

Marina Playa ( Playa de Torre de Benagalbón). Nos cuenta Arantxa López de AgroMagazine, que en Marina Playa hay mucha calidad y se come muy bien pero además, tienen terraza de coctelería y hamacas, ideal para pasar el día entero.

IMG_1163

Chiringuito Varela ( Torre del Mar). Un lugar con unas excelentes criticas que nos recomienda la cocinera y bloguera gastronómica Reme Reina de Alsurdelsur por su calidad, atención y porque tiene los mejores pescados secos de la provincia.

Bahía Beach Jazba ( Torre del Mar). Ambiente relajado y trato familiar con buena cocina marinera. Camas Balinesas, masajes, coctelería….Un pequeño paraíso al que todos vuelven.

Chin Chin Puerto ( Caleta de Vélez) es uno de los mejores lugares para comer pescado recién capturado, no en vano el puerto de Caleta de Vélez es de los más activos de la Costa del Sol. IMG_8363

Chiringuito Paraiso de Nerja Playa. De lo mejor de Nerja para comer a pie de playa, con buen producto y en una playa magnífica.

Rincón del Sol Bar Chill out ( Nerja). Un lugar con encanto en plena playa de Burriana. Se come muy buen pescado,  espetos y paellas de marisco.

Chiringuito Ayo ( Nerja). Ya lo vimos en la mítica serie verano azul y siguen haciendo las paellas con leña, además de ofrecer pescaito frito en este humilde chiringuito con techos de caña en plena playa de Burriana.

Bien, pues ahí tenéis algunas ideas para disfrutar este verano del chiringuito perfecto. Si como me temo, tu favorito no está en esta lista, déjame un comentario para que todos podamos conocerlo y disfrutarlo. Entre todos vamos a encontrar los mejores chiringuitos de Málaga y la Costa del Sol. chiringuito maria

PD: Os dejo las recomendaciones que me están dejando los lectores en distintas redes sociales porque creo que pueden ser de utilidad:

– Rocío nos habla de La Bodega en Mezquitilla.

– Ana nos comenta La Taberna, en el puerto del Candado, Málaga.

– Ifer nos recomienda El Cordobés y El Velero en Torremolinos.

– Charlie Muñoz Los Pescadores y La Paella en Torremolinos.

– Fer nos dice que Gloria Bendita en Benalmádena.

– PacoPepe nos habla del Canarias y La Jabega en la playa de la Carihuela.

Barca con espetos.Foto de Toñi Sánchez

Barca con espetos.Foto de Toñi Sánchez

 

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

10 Comentarios

  • Rocio 19 julio, 2019

    Me encanta!!!por suerte algunos los conocemos, los demás nos los apuntamos para ir 😉 y aportamos nuestro granito de arena, nos encanta el Restaurante La Bodega en Mezquitilla :) Muchas gracias por las recomendaciones!!

    Respond
    • Fran Soler 19 julio, 2019

      Hola Rocio y muchas gracias por tu aportación! Tendré que ir a probarlo porque no lo conozco. Un abrazo

      Respond
  • Raquel 21 julio, 2019

    Gracias Fran! Tomo nota para disfrutar mas de Málaga. Nos estás ayudando a conocer más donde recientemente vivimos.
    P. D. La Selva Negra la aplazamos 😉

    Respond
    • Fran Soler 21 julio, 2019

      Hola Raquel, me encanta poder ser de utilidad y no te preocupes que la Selva Negra seguirá allí siempre, jeje. Un saludo

      Respond
  • Ana 21 julio, 2019

    Hola! La taberna del puerto del candado, a pie de varadero!! Prueba su bacalao con tomate… 😉😉

    Respond
    • Fran Soler 22 julio, 2019

      Genial Ana, mil gracias por tu aportación. Tendré que ir!!! Un saludo!!

      Respond
  • Daniel @Viajares 26 julio, 2019

    Estoy llorando. Paso el scroll de arriba a abajo y al revés, y estoy dejando el ordenador hecho unos zorros. Qué buena pinta, qué ganas de volver a Málaga y llevar en el bolsillo tus indicaciones y “comprobar” si lo que dices y esas fotos son así en realidad.¡Menuda excusa!
    Salut!!

    Respond
    • Fran Soler 27 julio, 2019

      Jejeje, hola Daniel. No me llevo comisión de ninguno y no suelen fallar aunque a veces me equivoco en mis recomendaciones. De todas formas, si vienes por aquí seguro que te vas satisfecho!! Un fuerte abrazo

      Respond
  • ¡¡ Un gran reportaje !! Efectivamente desde hace más de 20 años, cuando quiero degustar un buen espeto de sardinas, ensartadas en caña (que no en metal..), con la sal gorda pegada a su piel, dorada por el calor de las brasas de olivos centenarios, avivados por los vientos que acarician la mar cercana, en el mismo rebalaje; espetadas como las hacía mi padre y la gente de la mar, mis mayores, marengos de El Palo, acudo al Sardiná….también buscando la calidad de sus adobos, de su “pescaito” frito y la excelente ensaladilla de pimientos “asaos” de verdad, no de bote……….Es allí cuando me encuentro con mi pasado, con mis recuerdos, con mis añoranzas (que no tristezas)……
    Gracias, gracias por recordarme también ésos “merenderos” de El Palo, de Pedregalejo, de La Carihuela y los de la zona Este de las playas malagueñas…..
    Enhorabuena……
    Pero, te cuento Fran algo que no se me va de mi mente:
    En Málaga no hay “chiringuitos” en las playas, donde se pueden degustar los ricos frutos de la mar, casi en la misma orilla, en el rebalaje, lo que pueden encontrar en Málaga son “merenderos”.

    Les explico un poco la diferencia entre “chiringuito” y “merendero”:

    Las costas malagueñas de siempre rica en pesca, es donde los pescadores junto con sus barcas guardaban los enseres en barracas, allí comenzaron a vivir, en la orillita de la mar; poco a poco, esas estancias se fueron convirtiendo en chabolas de pescadores hasta que a principios del siglo XIX, fueron casitas de obra que se levantaron en el mismo suelo, casi en el mismo regalaje (más de una hizo mi padre para mis tios, sin ser albañil profesional, que aún hoy en día queda en pie cerca de las playas del “Deo”).

    Esas casitas que tenían dos puertas, una delante otra atrás, para que cuando arreciara el levante las olas pudieran pasar sin destruirlas; casitas encaladas, blancas y pequeñas, entre callejones estrechos con pequeños patios donde solía hacerse un pozo para proveerse de agua dulce.

    Aquellos asentamientos de pescadores, orígenes de barrios malagueños: Huelin, Malagueta, Pedregalejo, El Palo…. La Malagueta donde nací y en El Palo donde viví mi niñez.

    A principios del siglo XIX, que aunque suene a muchos, muchos años, no hace tanto tiempo de ello, las personas que vivían en el centro de Málaga o en el interior de la provincia en días festivos o días señalados de los calurosos veranos malagueños, buscando el frescor del mar, llegaban hasta sus orillas, donde con cuatro palos, cañas y con un techado de cañas entrelazadas o adelfas cogidas de los arroyos sombreaban un trocito de la playa, al igual que en el resto de las playas de Málaga, los propios marengos comenzaron a vender los productos de la mar, tal y como ellos la consumían.

    La gente se podían llevar la comida, lo habitual era consumir la bebida, famoso el tinto con sifón y como no, los espetos de sardinas y el “pescaito” frito en las propias cocinas caseras.

    Espetos, que nacieron de las propias necesidades de los pescadores, esas sardinitas del alba que se comían casi de madrugada, con vino, recién sacadas por las trahiñas, que quizás fueron el preludio de la fama de los merenderos malagueños, que no “chiringuitos”, aquellos merenderos, como los que existían en El Palo, mi barrio marinero, con “techaillo” de cañas, mesas y sillas de madera y en el suelo los chinorros de la playa, sin que faltara el marengo con la rodilla hincada en el suelo asando sardinas, insertadas en cañas, al calor de los rescoldos de la leña de olivo.

    El origen de la palabra chiringuito es muy curioso. Proviene de los trabajadores de las plantaciones de caña de azúcar en Cuba durante el siglo XIX. En los descansos de sus duras jornadas de trabajo, solían tomar café, que preparaban presionando una media o calcetín llena de dicha sustancia, de la que salía un chorro fino de líquido al que llamaban chiringoque (se podría traducir como chorrito menudo).

    Los caribeños se referían a ese chorrito menudo cuando pedían un café, ya que el chorrito de agua hirviendo filtrado a través de una media, se llamaba en las islas chiringuito. La palabra era muy sonora, y pronto se extendió por el Caribe para denominar así a los locales que servían café.
    Con el tiempo crearon el diminutivo que terminó designando a los quioscos improvisados, hechos con cañas y hojas, en los que tomaban su descanso y su café: «Vamos al chiringuito».
    En 1913 se inauguró un merendero en la playa de Sitges (Cataluña), llamado “El kiosket”; fue derribado por los temporales de la mar en varias ocasiones y en una de ellas, concretamente en 1949, el merendero fue rebautizado una vez recontruido con el nombre de “El chiringuito”. El nombre se lo puso el intelectual César González Ruano que escribía a diario en una de sus mesas, como homenaje a sus viajes por la isla de Cuba.

    Esta es la historia, de como un merendero de la provincia de Barcelona, acabó dando nombre a todos los “merenderos” de nuestras costas.

    En los merenderos malagueños, que no chiringuitos, aún hoy en día se pueden degustar nuestros pescados, en los veranos malagueños, nada mejor que unos espetos de sardina, unos jureles o “pescaito” frito a la orillita de la mar.
    El mar, siempre la mar…….y Málaga.

    Respond
    • Fran Soler 29 julio, 2019

      Hola Toñi, me quedo sin palabras ante tu comentario, se merece un 10 y estoy encantado de que hayas participado en mi articulo de los merenderos para algunos o Chiringuitos para otros. De cualquier forma lo importante es que son parte de nuestra cultura y que se come en ellos a las mil maravillas!!! Un fuerte abrazo amiga!!

      Respond

Escribe un comentario

Cuando nos envías un mensaje mediante el formulario de comentarios, tratamos tus datos personales según lo establecido en nuestra política de privacidad. Los datos e información que nos envíes se tratarán de acuerdo a la Ley Orgánica 15/1999 para poder atender tu consulta, sin que puedan usarse para otra finalidad diferente. Para poder ejercer los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición, puedes dirigirte a los puntos de contacto señalados en nuestra política de privacidad.