Comer en Bucarest: 7 propuestas para disfrutar de su gastronomía

Algo está pasando en Bucarest. Y no me refiero sólo al movimiento humano, cultural y social que está experimentando una ciudad que está llena de vida y que va a dar mucho que hablar. La comida también es tendencia y eso se nota en la gran cantidad de restaurantes y propuestas que llenan la capital rumana. En mi escapada a Bucarest me he llevado gratas sorpresas y la gastronomía ha sido una de ellas porque aunque la comida rumana no esté entre las mejores del mundo, se puede comer bastante bien y a unos muy buenos precios. Comida contundente la rumana, no se puede negar, pero cuando se viaja hay que saber adaptarse y disfrutar de la gastronomía local, que aquí es muy variada debido a las influencias de los países vecinos. Os voy a contar como es la gastronomía rumana, cuales son algunos de sus platos típicos y os selecciono varios restaurantes en bucarest de buena calidad que he visitado en mi reciente viaje y en los que la experiencia fue más o menos buena. 

Patio de Hanul hanuc

Patio de Hanul hanuc

Gastronomía Rumana y platos típicos

La gastronomía rumana es variada, contundente y tiene influencias de diversos países vecinos como la zona de los Balcanes, Alemania, Turquía o Serbia. Algunos definen la cocina rumana como “la más ecléctica de europa del este” debido a su historia, influencias y personalidad. Es cierto que hay multitud de platos, ingredientes, recetas y variantes por lo que es difícil resumir aquí sus principales características. Os diré que las sopas (Ciorbăs) son muy demandadas, las carnes de muy diversa procedencia animal muy populares ( algo menos el pescado), el uso de las hierbas aromáticas extendido, los postres y dulces muy cuidados y el vino parte de la cultura culinaria rumana. La cerveza también es muy popular con marcas como Ciuc, Ursus o Timisoreana. Algunos platos típicos son el mămăligă ( dígase malalika), una especie de gachas de maiz de origen humilde que sirve para acompañar a todos los platos de carne, el sarmale ( hojas de repollo rellenas de carne, arroz y verduras), la conocida musaka o los estofados de carne. En cuanto a dulces, que entran por los ojos por su buena presentación, destacan el cozonac ( pastel dulce), el baclava ( pasta de nueces con miel), el rahat ( parecido a las delicias turcas) y los halva ( dulces hechos con pasta de sémola).

Sarmale, especialidad rumana

Sarmale, plato tradicional rumano

Resulta chocante ver como en Rumania está permitido fumar en bares y restaurantes así que mientras estás comiendo te puedes estar tragando el humo del comensal de al lado.

La cultura popular de un país es sabia y en sus proverbios culinarios se puede comprobar la importancia de la cocina en la vida de sus habitantes. Para muestra un botón ( gracias wikipedia): “Dragostea trece prin stomac” (El amor pasa a través del estómago),”nu-i floare ca varza nici pasare ca porcul” (no hay flor como la col ni ave como el cerdo) o “Pofta vine mâncănd “(el apetito viene mientras se come). Queda claro que en Rumania gusta comer y que la gastronomía es una parte muy importante de la cultura rumana así que vamos al grano y a contaros mi experiencia culinaria en Bucarest, una ruta gastronómica que espero que os sirva si alguna vez os animáis a visitar esta desconocida y sorprendente ciudad. 

cerveza ciuc

Vendedora con productos regionales.

Vendedora con productos regionales.

1. Hanul Manuc

La tradición culinaria de esta ciudad pasa sin duda por Hanul Manuc (Strada Franceză 62-64)un lugar lleno de historia y encanto, no en vano tiene el honor de ser el edificio más antiguo de la ciudad, después de las iglesias. Esta posada fue construida en 1808 y a lo largo de los años ha pasado por diversas reformas y usos, desde centro comercial hasta ayuntamiento o como lugar de reuniones políticas. Hoy día es uno de los restaurantes más encantadores y reputados de la ciudad y en su patio o salones se puede comer y celebrar cualquier evento. La carta es amplia y está llena de recetas tradicionales de la cocina rumana. Probamos una magnífica sopa de pollo de Rodovica, con su pimiento picante al lado, como aquí se comen las sopas. De segundo un sabroso plato de pollo con champiñones y de postre un enorme trozo de tarta de nata y frambuesas. Su web: http://www.hanulluimanuc.ro/ 

sopa de Hanul Manuc

sopa de Hanul Manuc

hanul manuc

2. The Harbour

Los negocios jóvenes y con futuro van emergiendo cada día más en Bucarest y The Harbour (Strada Piața Amzei 10-22) es buena prueba de ello. Un encantador y original restaurante donde todo recuerda al mar, desde la decoración de sus paredes a sus camareros vestidos de grumetes. Su carta es muy amplia y ofrece entrantes frios y calientes, bastante ensaladas, distintos tipos de carnes ( desde 9 euros los platos), pescados y mariscos, platos de pasta e incluso menús dietéticos. Suele haber actuaciones en directo, jornadas gastronómicas y sus precios son un poco más altos que la media. Fuimos en grupo y probamos un sabroso pato a la naranja, la rica ensalada the Harbour, parrilada de carne de distintos tipos y una selección de postres de la casa. Un local muy social con buen ambiente y donde se come bien a precios medios. Su web: http://www.harbour.ro/en/ 

Ensalada the harbour

Ensalada the harbour

3. Calif

Podríamos estar hablando de uno de esas cadenas de comida rápida turca que hay por muchas ciudades del mundo pero Calif ( Strada Șelari 19) destaca por su variedad, cantidad y buen precio. Este que visitamos está ubicado en el animado centro histórico, justo en mitad de multitud de bares, pubs y discotecas por lo que es ideal para para hacer una parada rápida antes de salir de marcha ( o en mitad de ella si el hambre aprieta). Sus buenos precios ( entre 3 y 6 euros) y lo enorme de sus kebabs y shawarmas son su baza principal, amén de la variedad que ofrece: vegetales, con queso, saludables, ensaladas, postres, maxi kebab….Un lugar ideal para comer algo rápido, rico y seguir dando guerra en la animada noche bucarestina. Su web: http://calif.ro/ 

Kebabs en Calif. Foto tomada de su página de facebook.

Kebabs en Calif. Foto tomada de su página de facebook.

Nos hubiera gustado conocer Caru cu bere, uno de los restaurantes más visitados y una institución en la ciudad pero hay que reservar mínimo con dos días de antelación. Otra vez será.
Uno de mis platos del catering de stejarii country club

Uno de mis platos del catering de stejarii country club

4. Vatra

Justo al lado del animado y encantador Parque Cismigiu encontramos Vatra (Strada Actor Ion Brezoianu 19), un auténtico local de cocina rumana que merece una visita y al que nos aconsejaron ir. Destaca por su amplia carta de especialidades y por la calidad de los platos, todos ellos del recetario tradicional rumano. Aquí hay poco lugar para la cocina moderna: caloríficas sopas, entrantes típicos rumanos y contundentes platos de carne aderezados por cánticos y bailes tradicionales. Lo mejor es que no vi extranjeros y si mucha gente local. Probamos una rica ciorba de legume ( sopa de verduras) y la Tochitura Moldoneveaska ( estofados de distintas carnes con huevo y malaliga. 39 lei). Todo acompañado de una buena  jarra de cerveza Ciuc ( 8 lei/1,80 euros). Su web: http://www.vatra.ro/en/index.php 

bailarines en el restaurante Vartra

Bailarines en el restaurante Vartra

de vartra

Tochitura Moldoneveaska de vartra

5. Journey Pub

El panorama gastronómico de la capital da para todos los gustos, por eso es fácil encontrar propuestas muy diversas y frescas como ésta de Journey pub (Strada George Enescu 25), un lugar pensado en los viajeros, en la comida sana y en la gente joven, ya sea real o de espíritu. Si entras en este rango este lugar te va a encantar. Su decoración es moderna, su menú con platos de diversos países del mundo y su buena onda evidente: conciertos, dardos, futbolín, juegos de mesa… Aquí viene mucha gente joven a pasar el rato, a charlar tomando un café o una cerveza o a probar su ecléctico menú: ensaladas, pasta, humus, tapas, sopas, pescados, carnes. Por poner un pero el arroz que acompañaba a la carne no me convenció mucho y el postre de chocolate era tan pesado como el hormigón armado. Me gustó más el concepto que la comida pero comer en grandes grupos a veces no es lo mismo. En este local tan viajero los niños son bienvenidos, tienen wifi, terraza y mucha presencia en redes sociales. Su web: http://www.journey-pub.ro/

nuestro menú en journey pub

nuestro menú en journey pub

Tarta de chocolate para los muy golosos

Tarta de chocolate para los muy golosos

No puedo olvidarme de la comida que probamos en otros lugares que no eran restaurantes pero donde comimos de maravilla, como el catering del Stejarii country club, un espectacular y lujoso centro de deporte, ocio y salud, o el Palacio Palatul Noblesse, un precioso palacete de 1800 donde pasamos una velada inolvidable.

Exposición de Matisse en Palatul Noblesse.

Exposición de Matisse en Palatul Noblesse.

Catering de palatul noblese

Catering de palatul noblese

6. Hotel intercontinental

Al estar alojados en el mejor hotel de la ciudad, el Intercontinental (4 Bulevardul Nicolae Balcescu), hemos podido probar su cocina, tanto en los abundantes y variaríamos desayunos como en otros buffets que nos sirvieron durante la Romanian Travel Digital Conference, con una excelente presentación y una gran variedad de platos representativos de la cocina rumana e internacional. Si decides alojarte en este hotelezo, vas a comer muy bien.

postres intercontinental

7. Lacrimi si sfinti

Es normal que una capital tan grande como Bucarest tenga multitud de restaurantes donde elegir por eso visitando Lacrimi si Sfinti (Sepcari 16) acertarás seguro, a pesar de que el tipo de la puerta infunda más miedo que otra cosa. Un restaurante con estilo, su dueño es el poeta y periodista Mircea Dinescu, tiene una decoración sencilla, fuera de lo común y una carta con guiños modernos sin olvidar las raíces. Cuenta con salones en dos niveles, música tradicional en directo, un servicio atento y buena carta de vinos. Aquí hasta los nombres de los platos son originales (estofado de Noé, desechos eruditos, brigada de las buenas costumbres o el pato mudo). Probé las salchichas templadas, hechas con carne de ganso, cerdo, ternera y cordero, acompañadas de mostaza de la casa y repollo agrio cocido. Un plato contundente que nos dejó más que llenos aunque quizás porque probé otras especialidades de mis compañeros, que también me gustaron. Los precios son un poco más elevados que la media pero hay que pagar la originalidad y creatividad de su chef. Su web: http://www.lacrimisisfinti.com/ 

interior de Lacrimi

Interior de Lacrimi si sfinti

Salchichas de 4 tipos de carne.

Caloríficas salchichas de ganso, cerdo, ternera y cordero.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

13 Comentarios

  • Mmmmm, buenos recuerdos :)

    Respond
    • Fran Soler 6 mayo, 2015

      Pues si Alexandra! En bucarest no se come tan mal verdad?? Un abrazo

      Respond
  • Lucas amarillas 7 mayo, 2015

    La verdad es que no paran de decirme que vaya Bucarest! Por lo que veo por gastronomía no me va a faltar, además económico… Un must travel

    Respond
  • Mari Carmen 11 mayo, 2015

    Vaya pintaza que tiene todo!!! mmm!! me ha entrado un hambre!!
    Qué curioso que se puedan encontrar baklavas en Bucarest!! Yo probé los baklavas turcos en Estambul y me encantaron!!!
    Un abrazo

    Respond
  • Pilar 12 mayo, 2015

    Estoy deseando ir a Rumanía y eso que como no es un país exótico, mi pareja no tiene muchas ganas… Creo que con este post le voy a conquistar por el estómago… Todo tiene una pinta estupenda, y a buen precio!! magnifico post no apto para la operación bikini

    Respond
  • Junio 14 mayo, 2015

    La verdad es que apetece probar y comparar con la gastronomia de aquí.

    Respond
    • Fran Soler 14 mayo, 2015

      Hola Junio, es muy diferente, eso está claro. Y comparando le ganamos por goleada pero merece la pena probarla… un saludo

      Respond
  • Libreta Viajera 13 agosto, 2015

    Preparando nuestro viaje a este país, no puedo dejar de apuntar alguna de tus recomendaciones.
    Que buen repaso y gran información.
    Un abrazo,

    Respond
    • Fran Soler 15 agosto, 2015

      Hola amigos, que bien que mis consejos os sirvan en la capital rumana!! espero que la disfruteis y un consejo: no vayais con muchas expectativas, no es París ni Praga pero tiene su puntillo…. un saludo

      Respond
  • Anabel 3 agosto, 2016

    Fantástico artículo! Justo estamos planeando un viaje a Rumanía, y nos va a servir como punto de partida

    Respond
    • Fran Soler 3 agosto, 2016

      Me alegro mucho Anabel. Disfruta de Bucarest! Un saludo

      Respond
  • Cristina Draghici 23 octubre, 2016

    Thank you for your beautiful and authentic description about Vatra Restaurant and we hope you had a great time enjoying our food and dancing program.
    We only have a little correction to make: our restaurant name is Vatra (not Vartra) – it’s the name of an old rustic oven found in rural areas of Romania – and our website is https://vatra.ro/.
    Perhaps people who read your recommendations would like to have a look on a traditional Romanian program right in the restaurant where they have their dinner, so this is a good opportunity to meet our culture.
    Thank you once again and hope I didn’t bother you too much.

    Cristina Draghici,
    Vatra Online Media Relations

    Respond
    • Fran Soler 23 octubre, 2016

      Hello Cristina, so sorry for the mistake. I´ve already fix it!! Thanks so much, i loved your restaurant!!!! Best regards from Spain.

      Respond

Escribe un comentario